domingo, 7 de septiembre de 2008

TARTA DÍA DE PERAS Y ROSAS






Como decíamos ayer en esta misma sección de cocina, cuando el otoño comienza a asomar en los cielos, árboles y parques, aunque el calendario diga aún otra cosa, nuestro cuerpo comienza a pensar en sabrosas tartas frutales, una taza de café y una agradable compañía frente a un buen fuego de leña.
Por eso, por la llamada del otoño, he creado esta tarta de días de peras y rosas.

TARTA DÍAS DE PERAS Y ROSAS

Ingredientes:


* Un fondo de masa quebrada como base;
* Peras;
* Pétalos de rosa desecados;
* Crema pastelera;

Para la masa quebrada:

Ingredientes:
* 1 kg de harina;
* 500 grs. de mantequilla;
* 5 huevos;
* 50 ml de agua;
* sal;

Elaboración:

Restregar harina y mantequilla hasta que parezcan pegotes, añadir el agua y los huevos batidos, mezclando bien hasta conseguir una pasta homogénea que ya no se pegue a los dedos.
Dejar reposar media hora y ya se puede estirar u usar.
Si nos sobra, se puede congelar perfectamente y no importa tener siempre esta pasta hecha en casa pues es la base de innumerables tartas y tartaletas dulces y saladas.

Para la crema pastelera:

Ingredientes:

* 1 l de leche;
* 250 gr. de azúcar;
* 70 gr de fécula de maíz;
* 8 yemas de huevo;
* Aroma deseado (piel de limón, canela, vainilla, rosas etc...);

Elaboración:

Hervir la leche con los aromas elegidos.
Mezclar en un bol las yemas con la fécula y el azúcar y cuando la leche hierva, se va vertiendo en el bol, sin dejar de remover, si es necesario porque se vean grumos, se pasa por un colador y se vuelve a poner a fuego suave hasta que espese.
Apartar del fuego y dejar enfriar.

Elaboración de la tarta:
En nuestro caso, hemos hecho la crema pastelera aromatizada con pétalos de rosas amarillas pulverizados y unas gotas ( ojo, gotas sólo) de calvados, de manera que se aprecien aroma y sabor pero no los pétalos.
Ponemos la masa quebrada en un molde desmoldable, en este caso en forma de corazón, procurando que los bordes queden algo más gruesos con el fin de que no se desborde después el contenido.
Cubrimos la masa con finas lonchas de pera hasta rellenar todo el molde y horneamos durante unos veinte minutos con la bandeja en la mitad del horno.
Cuando pase este tiempo, sacamos el molde, lo cubrimos con la crema pastelera, espolvoreamos de azúcar y metemos a gratinar unos minutos.
Decoramos en caliente con los pétalos de rosa en los bordes (esta vez los he elegido rojos para que resalten) para que queden fijos, y dejamos enfriar.
Su sabor, es inolvidable.

4 comentarios:

MolyGalicia dijo...

Sencillamente deliciosa!!!me encanta como conjugas tan bien todos los sabores...los colores...es que es un cuadro precioso y delicioso!!!
Besitos

Ishtar dijo...

Muchas gracias, Moly. Besos.

Bego dijo...

Qué maravilla de tarta y qué presentación tan estupenda.

Me encanta , lástima que no pueda probar un trocito, asi que me tendré que conformar con copiarte la receta je,je. ..con tu permiso, claro.

Besinos.

Bego.

Ishtar dijo...

Claro que sí, linda, copia lo que quieras, qué alegría verte por aquí. Si no te gusta lo de "masticar" los pétalos, al incluir rosas pulverizadas ya lleva el sabor y el aroma, así que los puedes suprimir, si lo deseas. Besos.